VamosRecibe el año nuevo con un baño de suerte - Vamos

Recibe el año nuevo con un baño de suerte


Salud |Por: PAMELA CEVALLOS
0

Vamos Mundo Magazine recibió a Ivonne Hurtado, experta en holística, para conversar sobre cómo debemos prepararnos para recibir el 2016.

Lo que primero aconseja esta experta en cuanto al manejo de energías es prepararnos interiormente y exteriormente para lo que queremos conseguir el próximo año. Aquello, significa que podamos ser capaces de desechar todo lo que pensamos que está mal en nuestra vida, que podamos dejar de lado todo lo que nos pesa, lo que no nos deja avanzar y ser felices.

Exteriormente Ivonne aconseja botar la ropa vieja, los zapatos que ya no usamos, lo objetos que ya no se necesitan. En pocas palabras: limpiar la casa, una acción que nos permitirá también despojarnos de recuerdos negativos y de energías concentradas que pueden estar obstaculizando que nuestra felicidad fluya.

Interiormente, Ivonne recomienda hacer conciencia sobre todo lo que somos y pensamos. Tomarnos un momento para reconocer qué es lo que no nos deja seguir, lo que nos impide avanzar, sean estas cosas materiales, personas o pensamientos. Tener claro si tenemos arrepentimientos para sanarlos o resentimientos para perdonar.

Aconseja la experta que la acción de desechar lo malo, de la forma que se elija, puede ser mejor si se lo hace en Luna menguante, porque ayuda a que se lleve energéticamente todas las cosas. “La magia en la vida se produce cuando hay intención, no solamente hay que desear las cosas mecánicamente, si no que hay que tener la intención porque es muy probable que quede solamente en pensamientos lo que queremos ser y hacer. La magia se da cuando nuestros sentidos se enfocan en lograr los objetivos que queremos”.

El Año Nuevo trae propósitos nuevos y para concentrarnos en ellos es bueno meditarlos o escribirlos. Pero también se puede recurrir a un baño de aguas amargas y dulces para renovar nuestra energía corporal.

El bienestar que producen las hierbas aromáticas sobre nuestros sentidos es comprobado, así que esto va más allá de las creencias. Un baño de aguas aromáticas le ayudará a relajarse y a sentirse mejor.

¿Cómo hacerlo?
No es necesario ir donde algún experto para hacer este ritual, simplemente uno mismo lo puede realizar en casa. Darse un baño de suerte es algo muy común y ancestral, así que hágalo con fe y buena energía.

Una vez trabajada su parte interior, una vez mentalizado todo lo que queremos para el próximo año tómese dos días para usted y prepare un baño de hierbas.

El primer día se realiza un baño de despojo. Para ello, en cualquier mercado de la ciudad se puede comprar un ramillete de hierbas amargas. Las tenderas tienen listo los paquetes. Compre un limón grande y pártalo por la mitad. Adquiera una funda de sal en grano que le sirva para frotársela en todo el cuerpo.

Hierva en 10 litros de agua, durante media hora, las hierbas sin que ninguna de ellas tenga raíces, revise bien, ya que, según la experta, tienen otra energía no conveniente para el objetivo del baño.

Luego de que el agua hierva, exprima el limón partido y deje enfriar al ambiente (el agua tarda al menos dos horas en enfriar).

Dúchese con jabón y champú. Haga una oración si es creyente, medite o piense en lo que quiere sacar de su mente y de su vida, concéntrese en aquello y empiece a botar el agua tibia sobre su cuerpo. Al terminar deje secar, no utilice toallas ni ningún otro elemento, deje que su cuerpo absorba los beneficios de la infusión.

Es recomendable realizar el baño en la noche, para descansar mejor y dormir profundamente. Evite el contacto físico de cualquier tipo con otra persona, y no coma carne roja y granos secos.

Al siguiente día, compre una escoba de hierbas dulces, que incluya canela, pimienta dulce, clavos de olor, etc. Adquiera un tarro de miel de abeja y pétalos de rosas de todos los colores, preferiblemente orgánicas que no tengan tóxicos. Realice el mismo ritual del día anterior. Ponga a hervir las hierbas en 10 litros de agua, durante media hora. Báñese con jabón y champú antes de echar el agua dulce sobre su cuerpo. Al iniciar el baño, piense solamente cosas positivas, en lo bella que es la vida, en sus propósitos, en su prosperidad, deje secar y descanse.

Al tercer día, despierte; báñese con agua y jabón y espere los resultados. Este baño es mejor hacerlo durante el mes de diciembre hasta el 15 de enero.

Sobre el autor

Soporte PcnubVer todas las entradas de Soporte Pcnub
Desarrollado por PCN Agencia Digital