Vamos¿Qué es la hidrolipoclasia? - Vamos

¿Qué es la hidrolipoclasia?


Cuerpo y Piel |Por: Dra. Pamela Vásquez
0

La hidrolipoclasia es un tratamiento utilizado en medicina estética para reducir grasa y medidas localizada.

Su nombre en griego, “hidro” quiere decir agua, “lipo” es grasa y “clasia” significa romper, estallar. Es decir, consiste en que a través del agua y el ultrasonido se logra producir un estallido de las células grasas o adipocitos, para luego ser eliminadas naturalmente.

Es un procedimiento donde se inyecta solución salina en el tejido celular subcutáneo y posterior se utiliza ultrasonido o ultracavitación para destruir la célula de grasa.

La mini hidrolipoclasia usa el mismo principio, pero es modificada, se utiliza menores cantidades de agua acompañados de sustancias con principios activos lipolíticos, como es el caso de la fosfatidilcolina con desoxicolato de sodio, potencializando así el efecto sobre el adipocito (degradación).

De igual manera que en la forma tradicional en la mini hidrolipoclasia la utilización del ultrasonido o cavitación sobre la zona tratada produce efectos térmicos, mecánicos y químicos, que facilitan la degradación de la grasa mediante un efecto cavitación para permitir su eliminación del organismo.

Una vez terminada la aplicación, el área tratada queda un poco inflamada por el líquido pero éste será eliminado dentro de las siguientes 48 horas mediante los filtros naturales. Se recomienda el uso de una faja para que ejerza compresión y, a la vez, ayude a moldear.

Luego de 48horas se realiza un drenaje linfático para ayudar al riñón a eliminar todo residuo. Normalmente se realizan sesiones una vez por semana, alrededor de 6 a 8 semanas.

Es recomendable que un par de días el paciente restringa el consumo de carbohidratos o estos sean bajos, consuma bastante agua.

Donde normalmente se coloca es en zona abdominal, los laterales, cadera, en espalda baja, brazos y piernas. Siempre respetando zonas cercanas a ganglios linfáticos o evitar en zonas donde no haya grasa.

La mini hidrolipoclasia es un método totalmente inocuo que no impide llevar una vida normal después de haberlo realizado. Puede aparecer una leve molestia luego de las inyecciones como sensación de quemazón o dolor local que desaparecen después de unos minutos de la aplicación, además por los pinchazos puede haber riesgo de hematomas en las zonas, pero estos desaparecen a los pocos días.

Se puede combinar con otros tratamientos reductores como la lipolaser, la carboxiterapia y la mesoterapia. Los resultados son inmediatos pero variables en cada persona. Algunos pacientes notan una reducción de hasta dos tallas en dos o tres sesiones, pero algunos tardan un poco más.

Como todo tratamiento reductivo debe ser tratado por un profesional y controlado por el mismo, hay ciertos pacientes que no son candidatos a este tipo de intervenciones, como pacientes con hipertensión arterial, enfermedad renal, cáncer.

Sobre el autor

GABRIELA BARREIROVer todas las entradas de GABRIELA BARREIRO
Desarrollado por 2SIS Medios Digitales