VamosLuz Intensa Pulsada - Vamos
Colaboradores

Luz Intensa Pulsada


Cuerpo y Piel |Por: Dra. Pamela Vásquez
0

 La luz intensa pulsada o más conocida como IPL por sus siglas en inglés, (intensive pulsed light), es hoy una técnica muy utilizada para depilación, rejuvenecimiento facial, eliminar manchas, o arañitas vasculares, ya sea en zona facial o corporal.

Emite una banda ancha de luz que permite tratar varios objetivos a la vez, es decir, utiliza la energía en forma de luz selectiva, atravesando sin dañar otras estructuras de la piel. La energía de la luz actúa en las capas más profundas por ejemplo, en el caso del vello, cuando el rayo de luz es absorbido por el folículo se transforma en calor, ocasionando la pérdida del pelo.

El rayo de luz se aplica sobre la piel por medio de una pieza de plástico o cristal que se coloca sobre la misma y se va desplazando por el área en la que se desea tratar, siempre con gel conductor y con la piel completamente limpia.

El IPL es un tratamiento no agresivo que permite realizar varias sesiones, pero hay pacientes que refieren una leve molestia, ya que el impacto de los rayos de luz sobre la piel suele producir una sensación de quemazón o de pinchazos.

La tolerancia del tratamiento es variable de unas personas a otras y muchos aparatos de láser incorporan sistemas de refrigeración de la piel para disminuir las molestias. En zonas y personas muy sensibles puede ser necesaria una anestesia local, pero esto suele ser excepcional.

Se utiliza para manchas pigmentadas, venitas o arañas vasculares, pieles con textura cutánea rugosa, para un envejecimiento generalizado y así mejorar globalmente la calidad de la piel al estimular la formación de colágeno, mejora gradualmente la tonalidad y textura de la piel, eliminar las manchas, rojeces, poros dilatados, arrugas finas y da luminosidad.

Se recomienda no exponerse al sol directamente durante al menos 15 días antes de cada sesión.

Después del tratamiento, se recomienda el uso de protección solar en la zona tratada y evitar la exposición solar prolongada con el fin de mantener más tiempo los resultados.

Se recomienda no realizar tratamientos agresivos en los 15 días posteriores al tratamiento con IPL, como peelings o abrasiones, ya que la piel puede estar algo más sensible.

Tras la aplicación del tratamiento de depilación puede producirse un enrojecimiento en la zona, que puede durar desde algunas horas a varios días. Se resuelve de forma espontánea y se mejora aplicando frío o alguna crema descongestiva.

Contraindicaciones como casi en todo tratamiento durante el embarazo, pacientes con marcapasos o con unas sensibilidad muy alta en su piel.

Sobre el autor

GABRIELA BARREIROVer todas las entradas de GABRIELA BARREIRO
Desarrollado por PCN Agencia Digital